Blogia
Culo veo... ¡culo quiero!

Antorchas pasadas por agua

Es alucinante la puñetera costumbre que tiene la gente de dar por saco a los demás cuando se quiere reivindicar algo. Tenía pensado escribir sobre ésto hasta que se me adelantó el Buenafuente. Ya se que no lo haré mejor que él, pero creo que el tema merece más de un repaso.

Me parece muy bien que lo manifiesten públicamente, pero éste tipo de acciones en plan "mosca cojonera" lo que hacen es avergonzar a los pobres portadores de antorchas olímpicas.Ya me los imagino. Ellos todo ilusionados con sus minutillos de gloria y resulta que se encuentran corriendo a trote cochinero, rodeados de tropecientos policías en bici, patines, skates y cualquier cosa que lleve ruedas. Menuda teleserie pueden sacar los americanos con los policías rodantes... ¡Coño!, ¡ya tenemos título! Estaría protagonizada por el Hasselhof y la Pamela Anderson...

 

 

Volviendo al tema... y tanto despliegue policial ¿para qué? Si cada tres por dos se cuela un friki-pirado con una pistolilla de agua de las tiendas de todo a un euro con la cruel intención de apagar la llama olímpica.
Porque eso es otra cosa: mucho protestar al gobierno chino, pero las pistolitas ¿dónde las fabrican? ¡pues eso!
El pobre atleta que ve su momento de gloria tristemente eclipsado por tanto policía "californiano" y encima tiene que aguantar que cuatro taraos le pongan perdido de agua. Y el "reivindicante" se sentirá tan orgulloso, que pensará: "el gobierno chino debe estar pasándolas putas gracias a mi heroica acción..." Cuando en realidad se estarán frotando las manos de satisfacción pensando en la publicidad gratuita que están consiguiendo. Van a vender más rifles de agua que en toda su vida. Y eso que estamos en abril, para cuando llegue el verano estarán agotados. O peor aún, lo mismo nos detienen al comprar uno para nuestros hijos pensando que tenemos intención de bicotear al gobierno chino.


Lo cierto es que me cabrean éstos métodos de protesta que lo único que hacen, es deslucir un acto e incomodar a la gente de a pie. Siento ser pesimista, pero mucho me temo que los chinos no abandonarán el Tibet porque la gente duche a los atletas. Llevamos años diciendo que los gatos desaparecen de los alrededores de sus restaurantes y que en sus bazares ni el papel higiénico es de fiar, y no parece importarles, así que veo jodido que capten la indirecta olímpica. No obstante espero que al menos, a los tibetanos les sirva de consuelo comprobar que el resto del mundo se preocupa por su situación.


Qué duda cabe, que las protestas pacíficas acaban dando resultado, pero depende de la presión que el colectivo pueda hacer. Por ejemplo, la huelga de funcionarios del juzgado que todos hemos sufrido. Está claro que no ha afectado mucho a los gobernantes, pero sin embargo nos ha hecho la puñeta a todos los españolitos de a pié. ¡Pero a todos! Mismamente el otro día, un abogado amigo mío me pidió dinero para tabaco. El tío tendrá la visa oro, la american express platino, la mastercard tungsteno, un Mercedes deportivo, un ático en la playa... pero dos meses con los procesos paralizados es mucho tiempo para poder mantener ese nivel de vida.
A los gobernantes no creo que éste tema les haya afectado mucho, siempre y cuando no estén implicados en la operación Malaya y estén pendientes de conseguir su libertad bajo fianza, claro.
Lo cierto es que aún estoy acojonado pensando en el momento en que tenga que ir al registro a inscribir mi futura hija... ¡a ver si tengo suerte!

De todas formas creo que hay otras clases de protesta igualmente eficientes y que incomodan menos al proletariado: eso de ir al Congreso y empezar a regalar naranjas, fresas o litros de leche, por ejemplo. Ahí, a dar por saco a los políticos, y el trabajador que llegue algo justito a fin de mes, se pasa por allí y se ahorra unos €urillos en la compra.
Claro, que es complicado extrapolar este estilo de protesta al problema del Tibet. Lo más similar sería plantarse en el congreso con un camión de antorchas y repartirlas entre los transeuntes.
Ya me imagino la comitiva escoltando la llama Olímpica, cuando de repente se topan con un grupo de jubilados arrastrando sus hachones humeantes; para más adelante ser adelantados por cuatro o cinco amas de casa enfundadas en batas de boatiné y enarbolando sus antorchas, cual estatuas de la libertad de andar por casa.
No se... a lo mejor no es buena idea. No quiero ni imaginarme la ciudad de París abarrotada de franceses con una cerilla de más de medio metro en las manos. Seguro que luego a algunos se les va la pinza y se lían a quemar cosas: al Sarkozy le puede dar algo. Y porque afortunadamente, no le ha dado a nadie por fabricarse un lanzallamas de usar y tirar, llenando de gasolina las dichosas pistolitas de agua para después, organizar una barbacoa con los atletas. Con ellos... ¡literalmente!

 


Espero que las protestas sirvan de algo, pero también reconozco que no deja de ser vergonzoso e incómodo el ver lo accidentado del recorrido del fuego de Olimpia. Aunque desde luego, reconozco que han conseguido que todos nos interesemos por el problema. No obstante reciban mi apoyo desde aquí, los sufridos portadores de antorchas que han visto su honrosa labor tan lamentablemente ensombrencida sin comerlo ni beberlo.

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

mr.deditos -

Explicadme la relación antorcha-picor de huevos.

Estos canarios son de un raro...

Es una pena que se mezclen estos temas. Lo de la llama está bien, pero tampoco tiene demasíado sentido. Unos pollos corriendo para propagar el fuego olímpico. Como pasen por uno de nuestros bosques, seguro que alguno les pega un manguerazo por pirómanos.

Es cierto que cada protesta hay que hacerla donde corresponde, pero es que el poder de la tele y la comunicación global es muy fuerte. Claro que ya se podía preocupar por otros temas más importantes como lo que hemos hecho con África, o las guerras por el petróleo,...

C-tor -

No es nuevo, y efectivamente tampoco es bueno... no quiero ni pensar si las salidas de tono de Laporta no acabarán pasando factura al Barça... pero en fín, eso es harina de otro costal.

Respecto a tus huevos míratelo s bien (si llegas), no sea que tengas una comunidad de ladillas.
(jijiji)

Belushy -

Esto de mezclar deporte ni es nuevo ni bueno, el que quiera protestar que vaya a las embajadas/consulados a tirar piedras y cócteles molotov... no intentar apagar una antorcha de mierda. Y encima me pican los huevos.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres